Conectarse

Recuperar mi contraseña

Estación Invierno
Estación
† ambientación †† reglas †† razas y cupos †† rangos †† registros de físico †† modelo de ficha †† temas libres †† búsquedas †
staff  Staff Sasky  Staff Sasky  Staff Sasky
Últimos temas
» Mundo Shinobi || Confirmación Élite
Lun Ene 30, 2017 6:02 am por Invitado

» Heta-rol [Afiliación Élite aceptada]
Mar Ene 24, 2017 3:50 am por Invitado

» Fire Emblem: The Liberation Wars [Confirmación Élite]
Dom Ene 22, 2017 11:57 pm por Invitado

» Rol World [Confirmación Elite]
Dom Ene 22, 2017 9:51 pm por Invitado

» Fairy Tail RPG {Confirmación}
Dom Ene 22, 2017 7:22 am por Invitado

» Reglas del foro
Sáb Ene 21, 2017 7:01 pm por Male

» La Pluma y la Ficción [Cambio de botón - Normal]
Sáb Ene 21, 2017 6:57 pm por Alanriace

» Himitsu no Pettoakademi -confirmación élite-
Jue Ene 19, 2017 10:16 pm por Invitado

Última Limpieza: 18/01/17

How to break a heart

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

How to break a heart

Mensaje por Noah Valdis el Lun Mar 04, 2013 7:24 pm

Se plantó delante de la puerta, con el corazón encogido, durante más de diez minutos. Sin atreverse a abrir. Sin atreverse a llamar. Sin atreverse a hacer nada... Porque en el momento en que accionara el interruptor, nada podría detener el terrible mecanismo que pondría en marcha. No quería hacerlo. Aún en ese momento, perdida toda esperanza, guardaba el anhelo de que una luz le iluminara, mostrándole la salida que le salvara de tener que hacer lo que estaba a punto de hacer.

Todos los meses junto a Niki pasaron frente a sus ojos durante esos minutos inmóvil frente a la puerta. Cada sonrisa del menor, cada llanto, la primera vez que miró esos enormes ojos azules, la vez que le rescató en la nieve, el primer abrazo que recibió de él, sin saber aún que ya no querría que le soltara nunca... Y una noche como aquella, también plantado frente a la puerta de su habitación, con un nudo en la garganta. También ese día tenía algo difícil que decirle al menor y también le costó encontrar el valor para hacerlo. Mas la diferencia principal radicaba en ese algo. Pues aquella vez traía toda su esperanza puesta en sus palabras, ansiando arreglar un gran daño. Mientras que hoy, su esperanza había ido muriendo con cada paso que daba hacia el pasillo de las habitaciones, y el daño lo iba a provocar él a conciencia. Y esta vez, no habría reparación posible.

Alzó la mano lentamente desde el codo, tan despacio que parecía esperar que el tiempo no pasara. Cuando sus nudillos estaban a punto de tocar la puerta, se detuvo. Exhaló un suspiro de dolor, cerrando los ojos y apoyando la frente en la madera en lugar de su mano, apretando los dientes. No... No podía hacerlo. Ni después de haber tomado ya la decisión y haberse dicho a sí mismo una y otra vez que era lo mejor, aún no se sentía capaz de romperle de esa forma el corazón a Niki. Ni siquiera a cambio de la seguridad del pequeño. No sabía si aquel sentimiento era egoísta o todo lo contrario, tenía la cabeza echa un lío y por primera vez en mucho tiempo, ganas de llorar y gritar de rabia. Estaba a punto de alejar de sí para siempre a la persona a la que más quería, a la única que le daba la fuerza para seguir ahí. ¿Qué haría él después? No sería capaz ni de levantarse y enfrentar un día más.

Sharon Démino le había lanzado un ultimátum. Su pesadilla aún no había terminado. Simplemente había estado eclipsada por un sueño maravilloso durante unos pocos meses. Pero no era más que eso... un sueño. El primer día que pisó el colegio, cometió el error de vender su voluntad a cambio de salvar su vida en un momento de desesperación total, lo que le había convertido en el esclavo de por vida del profesor de Anatomía. No podía permitirse tener nada que él pudiera usar en su contra, nada que le importara ni mucho menos nada que amara. En su pesadilla, no había lugar para Niki. Si el pequeño desaparecía, si dejaba de importarle... Sharon no tendría motivos para ir a por éste. Y si el precio era mentirle hasta lo más rastrero, destruir todo el amor que entre los dos habían creado y hacerle creer que le odiaba... Lo haría. Le amaba. Le amaba. Y llegados a ese punto, era lo único que importaba.

-Perdóname... Niki... -musitó contra la puerta con profundo dolor, todavía desfilando ante sus ojos mil y una imágenes del menor, todas las que habían registrado sus pupilas. Se acabó. Había devuelto ya la llave de esa habitación a recepción, no volvería a pisarla después de esa noche. Se apartó un poco de la puerta, respirando hondo para serenarse y cubrir su semblante de una férrea máscara de seriedad, la que debía aguantar mientras le decía al amor de su vida que no significaba nada para él. ¿Iba a ser capaz de mentir tanto?

Sus nudillos golpearon la madera tres veces. Ya no había vuelta atrás. Interruptor accionado.




avatar
Noah Valdis
Alumno Sub
Alumno Sub


http://bluegarden.forosactivos.net/t3998-noah-valdis-actualizaci

Volver arriba Ir abajo

Re: How to break a heart

Mensaje por Invitado el Miér Mar 06, 2013 3:42 pm

Llevaba una temprada bastante tranquilo desde que salieron del verano. Todo gracias a Noah. En todo el tiempo que había pasado con él había descubierto que podía ser feliz. Muy feliz. Y aunque le daban sus bajoncillos de vez en cuando, se las apañaba para superarlos de un modo un otro, muchas de las veces con la ayuda de su gran amor. Junto a él, estaba descubriendo muchas cosas, tanto de él como del resto del mundo, y según pasaban los días sentía que se enamoraba más y más de Noah. Hasta el punto de pensar que ya no era capaz de vivir sin él. Noah se había convertido en la persona más necesaria para él. Era indispensable en su vida. Y por nada del mundo se alejaría de él. Quién le iba a decir... que entrado el invierno, ese sueño en el que vivía se derrumbaría.

Era un día típico de invierno. Nevando, como siempre en ese lugar. Niki había ido a la biblioteca a estudiar, ya que con la llegada del antiguo director las clases se habían detenido por un tiempo, pues los profesores estaban reunidos. Él no entendía qué estaba pasando, pero pasaba de ello. No tenía clases, y eso era lo que le importaba. Además, tenía una razón de peso para estar tan pasota sobre lo que ocurría... y es que pronto haría un año desde que empezó con Noah. Ya llevaban mucho tiempo juntos, y la verdad es que no podía estar más feliz. Estaba pensando en grabar una canción y dedicársela como regalo. Ya vería qué hacía. Pero para ello, era necesario que se quitara sus estudios de en medio. Cuanto antes terminara, antes podría ponerse con la sorpresa.

Pasó todo el día estudiando, como un cosaco, despistándose de vez en cuando con la cosa de la sorpresa. Y más o menos a las siete de la tarde, recogió sus cosas, y tomó un par de libros de música que no había leído aun, prestados. Llevándoselos en la mano. Y se fue brincando de la biblioteca en dirección a su habitación, para esperar a Noah para ir a cenar. Normalmente llegaba más tarde, así que con algo de suerte le daba tiempo a tocar el piano un poco.

Sin embargo, cuán fue su sorpresa cuando vio que Noah estaba en la puerta desde el final del pasillo. Frunció el ceño, y un escalofrío le recorrió la espalda. Eso le daba mala espina... por cómo le veía, le era fácil decir que Noah no se encontraba bien. Que algo no iba bien. Se encogió un poco, y se abrazó más a sus libros, tragando saliva y echando a caminar, notando que a minuto que pasaba y a paso que daba hacia él, se le iba poniendo más mal cuerpo. No fue hasta que estuvo completamete frente a él, casi al lado, que se dignó a decir nada.

- Noah... ¿Qué haces aquí fuera? Haber entrado, hace frío aquí...-dijo, sonriendo como podía para que el mayor no se diera cuenta de que sospechaba algo malo. Fingiendo estar bien. Todo fuera que Noah viera a través de ese engaño, pero esperaba que no lo hiciera. Se acercó entonces a él, y le acarició el rostro con la man derecha, con suavidad, mirándole con preocupación.- Noah... estás pálido y frío. ¿Es... Estás bien...? ¿Pasa algo malo...?

Tenía miedo. Mucho miedo. Ahora que le vía de cerca parecía que Noah no era él mismo. Y la última vez que le vio así... no fue precisamente agradable.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.